search instagram arrow-down
Alberto Gutiérrez Delgado

Alberto Gutiérrez Delgado

Periodista, emprendedor, viajero, lector. Las cosas no hay que decirlas sino hacerlas. Este es mi lema. Vivimos el mejor momento de la Historia. Debemos aprovecharlo.

Enlaces personales

Ver perfil completo →

Entradas recientes

Comentarios recientes

Aurora Bolívar en Aurora Bolívar: “Lo que vives…
Juanjo pérez en Juan A. M. Cuadrado: “En…
Margarita en Babilonia: 10 años, tanto vivi…
Fernando Mariano And… en El bar de Jo
Aurora en Aurora Bolívar: “Lo que vives…

Archivos

Categorías

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 3.902 seguidores

Redes Sociales

Follow Al otro lado de Aqaba on WordPress.com

Miguel Ángel Pérez Ibarra: “La paz interior es saber que no necesitas nada”

miguel-angel

Esta fue la entrevista del sábado pasado en La Voz de Almería. Se trata de Miguel Ángel Pérez Ibarra, experto en ‘Emoconciencia’, una terapia de liberación emocional.

Dejó su trabajo en una entidad bancaria para dedicarse a la liberación emocional a través de ‘Emoconciencia’. Asegura que “no hay que echar las culpas a los demás; perdonar significa dar constantemente, aceptar que las cosas son así” y recuerda el dicho sánscrito: “como es arriba es abajo, como es dentro es fuera”.

¿Qué es ‘Emoconciencia’?
Es más que una terapia, es una técnica de liberación emocional. El campo de influencia de Emoconciencia es muy amplio, de ahí sus diversos usos y aplicaciones en ámbitos como: familia, niños, parejas, empresas, ejecutivos, deportes, wellness…

Trabajabas en una entidad bancaria realizando desarrollos tecnológicos y decides dejarlo todo. ¿Qué te pasó?
Tuve un accidente de moto y estuve cuatro meses en cama, con mucho dolor. A raíz de ello estudié quiromasaje, masaje deportivo, osteopatía, terapia regresiva… Estuve compaginándolo ocho años con mi empleo en el banco. En 2010 me fui del trabajo, un año después se murió mi suegra, a la que quería mucho, y al siguiente año me separé. Tenía una vida perfecta: una mujer guapa, una gran casa, coche, organizábamos fiestas y hasta teníamos una pequeña barra de bar en casa. Sin embargo, ahora soy bastante más feliz, porque la felicidad tiene que ver con la tranquilidad y esta con la conciencia.

Sostienes que la inteligencia emocional es básica.
Desde luego. Hemos creado la Asociación Andaluza para la Educación Emocional y tenemos el objetivo de que se imparta esta educación en los colegios. Se trata de hábitos, que tienen mucha importancia en el entorno familiar. Mi padre, que tiene ochenta y cinco años, dice que la educación empieza veinte años antes de nacer. Es decir, si tus padres no están bien, no te van a ayudar sino a sabotear.

¿Cómo es la liberación emocional?
Hay que diferenciar entre la emoción, que es intensa y rápida, y el sentimiento, que se mantiene en el tiempo. Te pongo un ejemplo: cuando recibes un regalo la sorpresa inicial es una emoción que viene del miedo y que luego será algo positivo o negativo. Si te ha gustado el regalo lo que te queda es un sentimiento de gratitud. Lo importante no es lo que piensas sino cómo lo piensas. Con esta terapia podemos cambiar hábitos y eliminar lo somático, que es el poso, pero no la forma de pensar.

Afirmas que uno mismo tiene que solucionarse los problemas.
Hay un error habitual cuando se dice “tú me haces sentir mal”. No hay que echar la culpa a los demás. Perdonar, que significa dar constamente, es aceptar que las cosas son así. Todo es interno. Hay un dicho sánscrito que dice: “como es arriba es abajo, como es dentro es fuera”. Proyectamos nuestro ego hacia afuera. La libertad interior es lo único que te hace feliz. La paz interior es darte cuenta de que no necesitas nada.

¿La gente hace lo que quiere o lo que puede?
¿Consciente o inconscientemente? Hace lo que cree que puede inconscientemente, pero podría hacer lo que quisiera si fuera consciente. El potencial está.

Dices que es muy importante amarse uno mismo. En general, ¿se puede aprender a querer?
¿O a amar? A querer ya sabemos. Querer es “poseer a”, mientras que amar es entregarse, es algo más profundo.

¿Cuáles son los ingredientes de la felicidad?
Amor y paz. Son un binomio inseparable.

¿En qué estamos poco entrenados?
En sentirnos. Por esas corazas emocionales y por falta de hábitos. Estuve dando clase en un centro de profesores. Decían que necesitaban técnicas. No, tú tienes que llevar la técnica a ti. Mi calma es tu calma.

¿Cómo pueden los padres educar emocionalmente a sus hijos?
Educándose a sí mismos. Sé el ejemplo que quieres ver en el mundo. El cambio en la sociedad vendrá por la educación emocional de niños, padres y profesores.

Y en Almería, ¿cómo andamos emocionalmente?
(Ríe) De eso hablaba ayer con mi pareja. Tenemos malas comunicaciones y pensar eso afecta a nuestras comunicaciones internas.

Responder
Your email address will not be published. Required fields are marked *

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: